Sin categoría

Estado expandido de Conciencia / Terapia Regresiva

El ser humano posee una capacidad natural que le permite, de forma espontánea, estar en estado expandido de conciencia (EEC) a partir del momento que conecta con una emoción, sensación o síntoma, cuyo origen desconoce.

A través de esta capacidad somos capaces, de forma espontánea y de manera simultánea, de revivir el presente de cualquier experiencia vivida con anterioridad a nuestro momento actual, donde se encuentra el origen perteneciente a esa emoción, sensación o síntoma sin dejar de estar absolutamente conscientes en nuestro presente.

Al estar consciente y simultáneamente estar reviviendo una situación acaecida en un tiempo anterior a nuestro momento actual, es lo que hace que el paciente crea que ha retrocedido a ese momento haciendo una regresión que puede sentirlo como un viaje en el tiempo.

Pero en realidad esto no es así ya que lo que hace el paciente es, siguiendo el hilo conductor de la emoción, llegar a una parte de su alma donde está el origen de esa emoción, ya que en el Alma están todos los disturbios emocionales sin resolver derivados de experiencias traumáticas que se desarrollaron en cualquier momento anterior al actual, pudiendo encuadrarlos en cualquier situación de esta vida, en la infancia, en el nacimiento, en la estancia en el vientre materno, así como también en las experiencias que identifica como de vidas pasadas, en las que se reconoce con un cuerpo físico diferente al actual.

Nuestra Alma, como remanente de experiencias anteriores que quedaron inconclusas lleva con ella, en forma latente, todos los disturbios emocionales derivados de las mismas. Cuando en algún momento de nuestra vida vivimos o nos enfrentamos a experiencias similares a las que en su origen provocaron dichos disturbios, estos dejan de estar latentes y se activan, afectándonos a nivel psicológico y somatizándolos a nivel físico, lo que nos conlleva a consultar en nuestro sistema sanitario, donde una vez descartan el origen orgánico del cuadro que presentamos, suelen concluir en que lo que nosotros presentamos es de origen psico-somático.

Para nuestra Alma, que es lo que realmente somos, no hay tiempo ni espacio, solo hay presente, por eso los disturbios emocionales de los que hablamos están en el eterno presente del Alma que cuando se activan la pueden llevar a vivir, de forma inconsciente, una vida simultánea a la actual lo que podrá solucionar cuando en EEC o estado regresivo, una vez que localiza el origen de su disturbio emocional, el terapeuta le acompañe y ayude a hacer consciente lo inconsciente solucionando así el problema que presenta el paciente.

 Se puede definir a la Terapia Regresiva como una necesidad que surge como consecuencia de que el ser humano, de forma espontánea, es capaz de entrar en EEC al conectar con una emoción, sensación o síntoma cuyo origen desconoce, siendo en ese momento cuando necesita de una persona debidamente preparada para saberle acompañar en su experiencia y ayudarle a hacer consciente lo inconsciente.

Lo más importante para el ser humano en estado regresivo es que descubre que es un ser espiritual viviendo una experiencia en un cuerpo físico, que posee una capacidad de amar y perdonar infinita y que la muerte solamente consiste en la pérdida del cuerpo físico facilitando así la liberación del Alma.

El fin principal de la Medicina Integrativa es el de mantener el equilibrio u homeostasis psiconeuroinmunoendocrino, ya que la afectación de cualquiera de estos cuatro sistemas afecta a los demás.

Creo que la Terapia Regresiva es un arma terapéutica muy potente para ayudar al equilibrio a nivel de la Psique que, no por casualidad, significa Alma. Por eso podemos decir que es la terapia del Alma.

 

Dr. Juan José López Martínez (Ponente IV CIMI)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *